Resultados de la búsqueda

El Catastro y el valor catastral

Publicado por Michel B. en 27/10/2020
| 0

Si en alguna ocasión te has interesado por el valor de un inmueble, probablemente hayas escuchado hablar del Catastro. Este organismo público, que depende del Ministerio de Hacienda, contiene toda la información sobre los inmuebles del país, así como su valor catastral. Además, esta información se utiliza como referencia para calcular impuestos como el IBI. En este post te explicamos bien qué es el Catastro y para qué sirve.

Concretamente, tal y como señalan en la  web del Ministerio de Hacienda, el Catastro es un registro administrativo que depende del Ministerio de Hacienda. Este registro contiene la descripción tanto de los bienes inmuebles rústicos como de los urbanos. Además, también ofrece las características especiales de cada propiedad.

El documento resultante de una declaración catastral es el que pone en conocimiento del Catastro que se ha producido una modificación en un inmueble. Por lo tanto, es obligatorio realizar este trámite:

Para realizar nuevas construcciones o ampliar, rehabilitar, reformar o derribar de manera parcial o total las ya existentes.
Si se modifica el uso o destino de la propiedad.
Cuando se realiza una segregación, división, agregación o agrupación de los bienes inmuebles.
Al adquirir una propiedad, así como su consolidación.
A la hora de constituir, modificar o adquirir la titularidad de una concesión administrativa.
Varía la cuota de participación correspondiente a cada uno de los cónyuges en los bienes inmuebles comunes o la composición interna en la cuota de participación de cada uno de los miembros que la componen, siempre que sean entidades sin personalidad jurídica.

¿El Catastro y el Registro de la Propiedad son lo mismo?

A priori, puede parecer que el Catastro y el Registro de la Propiedad son lo mismo, pero no es así. Una de las principales diferencias reside en que la inscripción en el Catastro es obligatoria y gratuita, y en el Registro de la Propiedad, no.

Recientemente, además, se aprobó una resolución que normaliza las comunicaciones entre ambos organismos. Este documento, que lo firmaron la Dirección General de Seguridad Jurídica y Fe Pública del Ministerio de Justicia y la Dirección General del Catastro del Ministerio de Hacienda, establece los siguientes objetivos:

Dar mayor seguridad jurídica al tráfico inmobiliario.
Aumentar la accesibilidad y la transparencia.
Eliminar barreras de acceso a la información inmobiliaria.
Reducir costes.
Permitir la implicación de la ciudadanía, que ahora puede modificar la descripción de sus inmuebles.
Simplificar los trámites administrativos.


¿Cómo se inscribe un inmueble en el Catastro?

Inscribir un bien inmueble en el Catastro es un procedimiento obligatorio y se puede realizar de diferentes formas:

Declaración a partir del modelo 900D por parte del interesado.
Comunicación realizada a través de los Notarios, Registradores de la propiedad y algunas Administraciones Públicas.
En algunos casos, que quedan legalmente establecidos, se puede realizar a partir de una solicitud realizada por el interesado.
Además de estas opciones tributarias para inscribir una propiedad en el Catastro, hay otras alternativas. Por ejemplo, mediante un procedimiento de subsanación de discrepancias o mediante procedimientos de inspección, siempre y cuando se haya realizado una comprobación e investigación tributaria pertinente. Asimismo, cuando se trata de construcciones o alteraciones en las características de un inmueble, se podrá realizar una regularización catastral.

Valor catastral: ¿qué es y cómo se define?

Uno de los datos más relevantes que hay sobre cada propiedad en el Catastro es el valor catastral. Este índice es un valor administrativo que se fija en base a unas características objetivas para cada inmueble. Aunque sea la Ponencia de cada municipio la que recoge cuáles son estos criterios, principalmente se pueden destacar los siguientes:

La localización y circunstancias urbanísticas que afecten al suelo.
El coste de ejecución material de la construcción y otros gastos como honorarios profesionales o tributos que gravan la construcción.
El uso, la calidad o la antigüedad del inmueble. También influye su carácter histórico-artístico.
Los gastos de producción o beneficios de la actividad empresarial de promoción.
Otras circunstancias como el valor de la construcción o valores del mercado o del suelo.
Para saber el valor catastral, es necesario acudir al Catastro del municipio que proceda o en el Catastro online e introducir el identificador del inmueble y los datos personales y se puede conocer fácilmente. Asimismo, el recibo del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) siempre incluye este dato.

Deja una respuesta

Tu dirección de email no será publicada.

Comparar propiedades